Escrito por Tendenzias

La cámara analógica y la cámara digital (I)

Tanto las cámaras analógicas como las cámaras digitales se corresponde a un único esquema, al menos en cuanto a su estructura, y el mismo siempre se encuentra compuesto por: sistema de foco, control de la exposición y sistema de almacenamiento. La diferencia fundamental es que en las primeras el  todo el sistema es análogo, es decir mecánico, mientras que en las segundas, esto es, en las digitales, el sistema es prioritariamente electrónico.

haciendofotos03112008

creativecommons

En las cámaras analógicas o análogas el sistema de foco lo que nos está posibilitando es la toma de una imagen nítida y la función de los distintos objetivos que podemos insertar en el foco nos permitirán entre otras cosas un mayor o menor ángulo o un factor de ampliación mayor. El control de exposición es el que determina la cantidad de luz con que será impresionada la película. Finalmente, en este tipo de cámaras la correcta utilización del diafragma, la cantidad de exposición y la sensibilidad de la película nos permitirá la toma de una fotografía correcta.

Cada tipo de película en las cámaras analógicas tiene un factor de exposición determinado. Es el fotómetro el que nos dirá que nos encontramos dentro del rango que esa película puede soportar para sacar correctamente la fotografía y que la misma se encuentra correctamente expuesta. El uso de un grado pequeño de apertura del diafragma lo que nos permitirá es tener mucha apertura de campo mientras que el uso de altas velocidades de exposición nos permitirá que el movimiento aparezca congelado.

Normalmente en las cámaras analógicas los sensores se encuentran localizados en el cabezal de la cámara aunque algunos modelos tienen los mismos en zonas cercanas a la película. Los modelos menos evolucionados de cámaras analógicas solo tienen uno o dos sensores mientras que los modelos más evolucionados tienen 12 o 16 elementos colocados en una matriz lo cual permite que la toma de imagen sea mucho más “fina”.

Por último el lugar dónde las imágenes quedan almacenadas en las cámaras análogas es una tira de poliester que se encuentra bañada en materiales químicos fotosensibles y que mediante el proceso posterior de revelado consiguen que aparezca la imagen impresionada y esta sea estable en el tiempo.

Imagen: Flickr

Haciendofotos.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos